El proceso de hacer un buen café

¿Quieres que tu bar o restaurante sean reconocidos por la calidad del café que preparas? A continuación te damos algunos consejos para conseguirlo.

Pasos para hacer un buen café:

  1. Moler los granos de café.
  2. Apisonarlos (comprimirlos) los para alcanzar la densidad requerida.
  3. Colocar el mango con los granos en la máquina
  4. Colocarla taza debajo del grupo de mangos
  5. Presionar el botón de inicio para iniciar el proceso de extracción de café.
  6. Vaporear la leche en una jarra con el brazo de vapor de la máquina.
  7. Verter la leche en la taza y servirla.

Aspectos a tener en cuenta para preparar un buen café

Para medir la calidad de tu café no debes perder de vista:

  • La crema: Puedes apreciarla por su color, textura y persistencia. Es la garantía de que has preparado bien tu café.
    Si la crema de tu café tiene un color demasiado oscuro, un agujero negro o un punto blanco en la mitad, esto quiere decir que has sobreextraído el café: Es decir, que moliste el café muy fino y has necesitado demasiada cantidad. O bien que el tiempo de extracción fue mucho.
  • El color: Un color claro y poco espeso en el café recién hecho significa que el tiempo de extracción ha sido demasiado corto. O bien que usaste menos café del necesario; o que moliste el café menos de lo necesario.
  • El aroma: Tú mismo puedes apreciar su intensidad y calidad. El aroma de tu café es lo que va a atraer a tu clientela.
  • El cuerpo: Al beberlo, tienes que notar como si tu boca se llenase de una capa cremosa.
  • El sabor: El gusto del café tiene que ver con el equilibrio que alcances entre los sabores amargo y dulce.
    La intensidad en el sabor variará dependiendo del tipo de café que uses. También del tamaño de la taza en la que lo sirves.
  • El after taste: Este efecto tiene que ver con las microgotitas de aceite y líquido que persisten en tu lengua tras tomar el café.
    El punto ideal de esas microgotitas hará que el sabor característico del café permanezca en tu paladar hasta 15 minutos después de haberlo bebido. Ese es el after taste justo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba